1. LA APARIENCIA NO FUE CASUAL

Hillary Clinton apareció al debate vistiendo completamente de rojo. Es el color que se utiliza para resaltar la información importante, además se asocia a la atracción, la fuerza, la vida, la valentía y el vigor. Lo importante de su simbolismo es que es universal, pues mentalmente lo asociamos al fuego y la sangre.

 

Elegido para cortar de plano la imagen que de mujer débil de salud o de falta de protagonismo o iniciativa se pudiera tener de ella.

 

Donald Trump, por su parte, eligió aferrarse a la tradición de los valores americanos, a lo clásico, un traje oscuro con una corbata azul que recordaba al azul de la bandera americana, la cual llevaba prendida en su solapa.

apariencia-de-los-2

 

  1. UN SALUDO ENTRE AFABLE Y DISTANTE

Ambos aparecen en el escenario, se dirigen el uno hacia el otro, se dan la mano y se sonríen de manera afable, pero…. Solo el cuerpo de Donald Trump se orienta hacia Hillary Clinton, el de ella se dirige hacia el exterior, lo cual no es normal al estrecharse la mano, es una señal de alejamiento y fuga. Además, él utiliza más que ella el contacto físico: tanto al poner su mano izquierda en la espalda de ella al estrechar su mano, como al concluir el debate, cuando ella pasa por delante de él y Trump la da unas palmadas en su espalda, tratando de transmitir su superioridad.

 

saludo

 

despedida

 

 

  1. DE LA AGRESIVIDAD SIN CONTROL A LA SONRISA MÁS CONTROLADA

Donald Trump me resultó muy agresivo, y tenemos varias pruebas de ello en su conducta:

 

  • El uso de un vocabulario más agresivo: “Tenemos que evitar que estos países nos ROBEN las empresas y los trabajos”, “Nuestro país ha sido TIMADO por todos los países del mundo”…

  • Gestos muy rápidos y cortantes con sus brazos.

  • Uso reiterado del dedo acusador: el índice estirado.

dedo

  • Expresiones faciales de ira, asco o desprecio.

ira

desprecio

 

  • Interrumpe a su rival.

  • Posturas expansivas, conquistando todo su territorio.

expansivo

 

Por su parte Hillary Clinton llevaba bien preparada una sonrisa para sus momentos más duros, fue habitual verla sonreir (más parecía social que sincera) cuando era directamente atacada verbalmente.

 

 

 

  1. HAY MIRADAS QUE ATACAN Y MIRADAS QUE HUYEN

Donald Trump acompañaba sus reproches observando directamente a Hillary Clinton, se le advertía convencido de sus palabras y no pareció de los que lanzan la piedra y esconden la mano.

 

Por su parte Hillary Clinton no le miraba a Trump en esos duros momentos, pero tampoco lo hacía cuando era ella quien atacaba a su rival, lo cual la podría hacer perder en credibilidad y confianza en sus afirmaciones.

 

  1. CONCLUSIÓN: ¿QUIÉN VENCIÓ A NIVEL NO VERBAL CUANDO LA NATURALIDAD CHOCÓ CON LA PREPARACIÓN?

Donald Trump me resultó más directo y sincero, pero ello le llevó a dar una imagen más agresiva y negativa.

caras

Hillary Clinton me ha parecido que llevaba el debate más preparado, y no me refiero a contenidos, que de eso yo no me ocupo:

  • A nivel emocional, tanto de las emociones positivas que exteriorizaba conscientemente (esa sonrisa tan preparada), como de las negativas que frenaba constantemente, como la ira que no se vio al ser atacada.

  • Asiente con su cabeza reiteradamente, provocando en el observador un efecto contagio que le lleva a afirmar inconscientemente con ella, gracias a las neuronas espejo.

 

  • Consiguió un gran refuerzo a su mensaje a través de la gestualidad de sus manos, coherentes y positivas, gracias a las cuales también demostró estar convencida de sus palabras, como cuando se llevaba su mano al pecho para mostrar su implicación personal.

mano-pecho

  • También transmitió mayor compromiso personal por su reiterado uso de la primera persona del singular: “yo creo que así no es la forma de hacer crecer la economía”, “yo suelo ser muy concreta”, “yo estoy decidida” ….

  • Imposible dejar de lado ese…. “Donald, es un placer estar aquí contigo” que le dijo al inicio a su rival en una muestra de seguridad y confianza, para alejar cualquier indicio de temor al debate o al contrincante.

A partir de aquí… que cada uno juzgue: naturalidad sin complejos contra preparación con compromiso. Opinar es gratis… aún 🙂